Fontanet: “El presupuesto de San Isidro tiene un alto componente social”

El concejal del possismo, Pablo Fontanet dio su mirada sobre el debate de la Rendición de Cuentas en San Isidro.

El concejal por el oficialismo, Pablo Fontanet, conversó con QuePasa sobre el debate de la Rendición de Cuentas en San Isidro y explicó que “La Rendición de Cuentas refleja cómo ha gastado el presupuesto el municipio con la prestación de servicios y las obras a lo largo del año. Cuando analizamos el presupuesto notamos un superávit de $183 millones en el 2016. Después de dos ejercicios con saldo negativo, tener un superávit es lago positivo respecto a la gestión”.

La Rendición de Cuentas que se discutió el pasado miércoles corresponde un año donde se modificaron muchas variables económicas y políticas en el país y con respecto a esto Fontanet opinó que “El presupuesto llega al HCD en Octubre del 2015, todavía no estaba definido quien iba a ser el Presidente de la Nación, se aprueba en diciembre, hubo cambio de autoridades nacionales y provinciales, hubo una devaluación del casi el 50% que impactó en bienes y servicios que insume el Municipio, y además el aumento de las tarifas e inflación. Todo eso impacta sobre el presupuesto. Y con todo esto, el Municipio pudo dar los servicios que venía dando y seguir avanzando en obras y con superávit”.

“El presupuesto de San Isidro tiene un alto componente social. Se destina en su gran mayoría a la salud pública municipal. Tres hospitales, centros de salud que se cubren con recursos propios y es un servicio gratuito para todos los vecinos de San Isidro y una referencia en la provincia de Buenos Aires como sistema de salud. Un 40% de las atenciones de guardia son vecinos de otros distritos, que eligen venir a San Isidro en lugar de los centros de salud más cercanos. Esto habla a las claras de la calidad de nuestro sistema de salud” afirmó el concejal.

Con respecto a otras áreas de fuerte afectación presupuestaria el concejal, que preside la Comisión de Presupuesto y Hacienda en el HCD, señaló que: “en seguridad hemos tenido un impacto de casi el 10% del presupuesto. Se continuó con la colocación de cámaras, se pagan horas adicionales a la policía, se arreglan los móviles, se paga el arreglo y nafta del comando de patrullas. Otra área que ha impactado en el presupuesto es el espacio público, el mantenimiento del arbolado, la luminaria, donde se está en un proceso de transformar el alumbrado a un sistema led”.

“La gestión del intendente Posse ha generado derechos a la ciudadanía que quien gobierne el día de mañana no se los podrá quitar”

Consultado con respecto al pago de tasas en un año donde el poder adquisitivo del vecino se vio afectado por los cambios económicos, Fontanet afirmó que: “gracias al esfuerzo de los vecinos, San Isidro ha mantenido sus altos índices de cobrabilidad, por arriba del 80%, más allá de los altibajos económicos del país. Esto es porque el vecino ve que el dinero que pone se traduce en servicios. El 65% de los ingresos del presupuesto los genera el Municipio, lo que da autonomía financiera”.

Finalmente, con respecto a las distintas críticas que se expresaron desde los bloques opositores, expresó que: “por un lado, hace bien a la democracia que haya diversidad de voces en un cuerpo legislativo porque cada uno desde su lugar hace su aporte. Después con respecto a las diferencias que se expresaron es sesión, yo lo atribuyo a lo propio de un año electoral, donde muchos de los concejales tienen que renovar sus bancas y buscan diferenciarse de la gestión Municipal. Pero estoy convencido que si les tocara gobernar lo harían del mismo modo que lo hacemos nosotros. La gestión del intendente Posse ha generado derechos a la ciudadanía que quien gobierne el día de mañana no se lo podrá quitar”.

Compartir